1/10/09

Deseo


Ella quiso salir de la carencia y alumbró a su Midas.
Destronó a muchos reyes imperfectos.
Su descendencia real llegó abundante.
Desayunó en algunos aeropuertos.
Pernoctó en varias chozas y palacios.
Quiso estar en el mar y se llenó de olas.
Quiso tocar el cielo y le nacieron alas.
Cayó de las alturas cuanto quiso.
Quiso la fama, la eternidad, la trascendencia.
Quiso.
Quiso librarse del deseo, deseando.
Y cuando deje de desear será dichosa.


La tentación de Mara
Oleo de



3 comentarios:

  1. cuanta verdad en pocas y bellas palabras!!!
    y ese será el día que mara dejará de tentarnos!
    salutes!

    ResponderEliminar
  2. Faltará mucho, Cla?

    Más besos

    ResponderEliminar
  3. no sé. creo que sí.

    ResponderEliminar

Gracias