4/12/09

Proyecto Sun Cap. 3

El ashram perdido


La historia oficial cuenta que Hiram Bingham redescubrió Machu Picchu en 1911 y que fascinado por el hallazgo, dedicó los siguientes tres años a reconstruir la joya arquitectónica escondida bajo la maleza.
Lo que la historia oficial pretende ignorar, es que el arqueólogo, también vinculado al mundo de la política, fue el primer elegido por el consejo de sabios de la Colonia Suryan para hacer como nexo entre ellos y el mundo de la cuarta dimensión.

También supo de que se trataba aquella misteriosa construcción abandonada, aunque solo reveló esta verdad a unos pocos, selectos y confiables amigos y colaboradores.
Machu Picchu era uno de los ashram (centros de meditación) más antiguos del mundo, y quedó deshabitado cuando sus ocupantes pasaron a una dimensión más elevada de conciencia, donde no podían ser vistos por el humano común.
Bingham llegó a la ciudadela en el momento señalado por los antiguos para iniciar las tratativas con “el otro lado”. Era el tiempo indicado para tender un puente entre dimensiones. En la Tierra la semilla sembrada hacía siglos por todas las tradiciones espirituales estaba dando sus frutos, y muy pronto la humanidad protagonizaría el cambio más esperado y anunciado. Era el tiempo en que la ciencia y la espiritualidad se unirían con idéntica meta: un humano total, una humanidad despierta .
Desde 1911 hasta la actualidad, los referentes de las más diversas tradiciones y religiones fueron convocados a participar del Proyecto Sun, y a ellos se sumaron algunos hombres de ciencia con una visión holística de la realidad.
Una veintena de hombres y mujeres componía la plana mayor estable en la Colonia, más otro tanto que servían al proyecto con convicción y alegría.
El Dr. Manek había llegado desde la India con media docena de colaboradores hacía tres años. Su proyecto era el que más resistencia y dudas había causado en la comunidad, pero finalmente había logrado que fuera aprobado en forma experimental. Su objetivo, de ser alcanzado, tendría como resultado un ser humano casi perfecto.
Y aunque algunos colegas hacían objeciones por lo traumático que podría resultar para el alma implantada, el Dr Manek y todo su equipo minimizaban la cuestión. Menos Kathia.
Cuando Manek oyó gritar a la chica que había sido implantada hacía 15 días, eligió instintivamente el nuevo nombre. No podía llamarse de otra manera.
-Hola, Sun.
Ella se había convertido en su primer implante de alma exitoso.

Continúa acá

9 comentarios:

  1. Anónimo17:42

    Implante de alma... uff, esto sube de nivel de repente. :-)
    PD: Me acordé de otros "implantes" je! cosas mías. Shhhhhh...

    Besitos

    YO: GALLEGOLAND

    ResponderEliminar
  2. Se ve que la palabra "implante" nos andaba rondando, Galle. jajaa!

    ResponderEliminar
  3. Todos los cirujanos plásticos son discípulos de Manek, el alma está allí, está allí...

    ResponderEliminar
  4. ¿Usté cree, Renzi?

    ResponderEliminar
  5. conque "casi" perfecto.. qué le faltará??

    ResponderEliminar
  6. Anónimo16:12

    ¡Paren ya de cambiar el estilo de la plantilla su ayudante y usted, ¿eh?!
    Estoy enloqueciendooooooooo...
    :-) (Esta también me gusta)

    YO: GALLEGOLAND

    ResponderEliminar
  7. Le gusta el Lils Style? bueno, lo dejaremos por un tiempito. :-)

    ResponderEliminar
  8. Esta me gusta vió? Es como muy femenina, muy chic...jaja qué tilinga soy!...

    Bueno, la vuelta de tuerca no está mal eh?
    De hecho, lo que la gente pretende con la clonación es un implante de alma. Pero Ud. es la primera a la que se le ocurrió...espero que sea con fines altruistas e higiénicos jajaja

    ResponderEliminar
  9. jajaja me encantó el nick! jaja
    En serio? No me fui al carajo? yo pensé que si.
    Ser la primera EN ALGO es un incentivo vea, ahora sobre los fines altruistas e higiénicos me reservo la opinión.
    Le cuento que tendremos un MUY BUEN AÑO los dragones en el año de NUESTRO SOCIO EL TIGRE. Ampliaremos...

    ResponderEliminar

Gracias