28/2/17

El sexo del cerebro (fundamentos neurobiológicos)



A raíz de una discusión en Twitter sobre género, teoría de géneros y otras yerbas


Aquí copio un resumen de las conclusiones de estudios neurológicos recientes
En los links del final se pueden leer los artículos completos.


En 2007 Dick F. Swaab publicó una revisión acerca de la diferenciación sexual del cerebro y el comportamiento. Con frecuencia se discute en círculos sociales del "problema" de si aspectos de la sexualidad (como la orientación sexual, etc.) nacen o se hacen. Con esta revisión tenemos una perspectiva más sustentada de que durante el desarrollo fetal "se deciden" muchos de tales aspectos.

Durante el período intrauterino, el cerebro humano se desarrolla hacia la dirección masculina a través de la acción directa de la testosterona en un niño y hacia la dirección femenina a través de la ausencia de esta hormona en una niña. Durante este tiempo se programan la identidad de género (sentirse hombre o mujer), la orientación sexual y otros comportamientos.

Ya que la diferenciación sexual de los genitales se da en los primeros dos meses de gestación y la diferenciación sexual del cerebro comienza durante la segunda mitad, estos dos procesos pueden ser influenciados de manera independiente, resultando en la transexualidad. Esto significa también que en el caso de género ambiguo al nacer, el grado de masculinización de los genitales puede no reflejar el mismo grado de masculinización del cerebro.
Debido a que la diferenciación de los órganos sexuales y la diferenciación sexual del cerebro tienen diferentes tiempos, es posible que ambos tipos tomen rutas distintas ante la influencia de ciertos factores.

    Conclusiones (puntos prácticos)

El cerebro humano fetal se desarrolla en la dirección masculina gracias a la acción directa de la testosterona (en un niño) y en la dirección femenina gracias a la ausencia de dicha hormona (en una niña


Durante el período intrauterino se programan en el cerebro, de una manera sexualmente diferenciada, la identidad de género, la orientación sexual, la cognición, la agresión y otros comportamientos.


Ya que la diferenciación sexual de los genitales tiene lugar en los primeros dos meses de embarazo y la diferenciación sexual del cerebro comienza en la segunda mitad del embarazo, en el caso de sexo ambiguo al nacer, el grado de masculinización de los genitales puede no reflejar el mismo grado de masculinización del cerebro.


De manera interesante, Swaab remarca que no hay pruebas de que el ambiente social después del nacimiento tenga un efecto sobre el desarrollo del género o de la orientación sexual.


La identidad de género (sentirse hombre o mujer) y nuestra orientación sexual son programadas en las estructuras cerebrales cuando todavía estamos en el vientre materno.


Las diferencias sexuales no sólo corresponden al género u orientación sexual, sino también a la cognición, la agresión y muchos otros comportamientos.

    Referencia:

    Swaab, D.F. (2007). Sexual differentiation of the brain and behavior. Best Practice & Research Clinical Endocrinology & Metabolism, 21 (3), pp. 431-444.
http://psicologiayneurocienciaenespanol.blogspot.com.ar/2013/02/el-sexo-del-cerebro-primera-parte.html
http://psicologiayneurocienciaenespanol.blogspot.com.ar/2013/02/el-sexo-del-cerebro-segunda-parte.html

http://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S1521690X07000334

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias